miércoles, 10 de septiembre de 2008

JODIA MOSCA BLANCA


El Cabildo inicia un tratamiento de choque para combatir la plaga de la Mosca Blanca en La Aldea
Como resultado de la reunión convocada y celebrada ayer lunes, 1 de septiembre, con carácter de
urgencia por el alcalde de La Aldea de San Nicolás, Tomás Pérez, por la grave situación que se ha creado
en el municipio con la invasión de la “Mosca Blanca", que afecta de forma alarmante a la única y
principal actividad agrícola del municipio y,de forma especial, al cultivo del tomate, el consejero de
Vivienda y Arquitectura, Agricultura, Ganadería, Pesca y Aguas del Cabildo de Gran Canaria, Demetrio
Suárez, anunció el inicio inmediato de un tratamiento de choque para combatir la plaga.
En la reunión que se celebró ayer, los representantes de los grupos políticos del municipio, directivos de
cooperativas y empresas, expusieron al Consejero Demetrio Suárez, la situación actual y se decidió, en
primer lugar, llevar a cabo de forma inmediata este tratamiento de choque en la zona de mayor
incidencia de la plaga. Para ello, el Consejero Insular ha puesto a disposición el producto fitosanitario
necesario para iniciar desde hoy el tratamiento especial de erradicación de la plaga.
Igualmente, y ante la situación de emergencia, el Consejero Demetrio Suárez, en nombre del Cabildo de
Gran Canaria, se comprometió a destinar los recursos económicos que sean precisos con el fin de
adquirir depredadores y otros productos compatibles con el medio ambiente, destinados a potenciar el
tratamiento posterior que permita continuar, de la forma más normalizada posible, con la zafra del
tomate.
Asimismo, se acordó, entre otros temas, solicitar la presencia de la consejera y técnicos de Agricultura
del Gobierno de Canarias, para que vivan in situ esta grave situación y aporten sus fórmulas para
erradicar la plaga, decidiéndose asimismo la elaboración urgente de un plan estratégico del sector a
medio y corto plazo en el municipio.
Informar por último, que, lamentablemente, varias empresas aldeanas se han visto obligadas, ante la
presencia de la "Mosca Blanca", a arrancar importantes superficies de plantaciones jóvenes del cultivo
de tomate.